ULTIMAS NOTICIAS

Armadoras advierten que el frenado a 100 km/h es un objetivo inalcanzable

By junio 25, 2024 No Comments

La Alianza para la Innovación Automotriz , un grupo que representa a los principales fabricantes de automóviles, pidió a la Administración Nacional de Seguridad del Tráfico en Carreteras en Estados Unidos (NHTSA, por sus siglas en inglés) que reconsiderara su nueva norma que exige que casi todos los automóviles y camiones nuevos para 2029 tengan sistemas avanzados de frenado automático de emergencia . El organismo que representa a General Motors, ToyotaMotor, Volkswagen y casi todos los demás fabricantes de automóviles, expresó que el requisito adoptado en abril de que todos los automóviles y camiones puedan detenerse y evitar chocar con los vehículos que circulan delante de ellos a hasta casi 100 kilómetros por hora es «casi imposible» con la tecnología disponible.

El grupo dijo que los estrictos requisitos de la NHTSA a velocidades de conducción más altas darán como resultado que los vehículos «apliquen automáticamente los frenos mucho antes de lo que esperarían un conductor típico y otras personas en la carretera», lo que provocaría colisiones traseras. Poco a poco, la idea de la conducción autónoma y los altos sistemas de seguridad comienzan a encontrar más retos para ponerse en marcha que puntos a favor que permitan su incorporación en el día a día. Por ejemplo, a finales de este año, Tesla retirará del mercado 125,227 vehículos en Estados Unidos debido a un mal funcionamiento en su sistema de advertencia del cinturón de seguridad que puede aumentar el riesgo de lesiones en una colisión. De acuerdo con lo dicho en su momento por la NHTSA, los vehículos no cumplieron con los requisitos federales de seguridad ya que es posible que la luz de advertencia del cinturón de seguridad y el timbre audible no se activen cuando el conductor no está abrochado. Para el caso de países latinoamericanos, como México, la edad promedio del parque vehicular y el trazado irregular de avenidas y calles, vuelve complicado la incorporación de sistemas de seguridad más avanzados, al mismo tiempo que la idea de la conducción autónoma se desdibuja paulatinamente.

]]>